Cienciaes.com

Zoo de Fósiles podcast - cienciaes.com suscripción

Zoo de fósiles

La mayor parte de los seres vivos que han poblado la Tierra han desaparecido para siempre. Quincenalmente, Germán Fernández Sánchez les ofrece en Zoo de Fósiles la posibilidad de conocer la vida de algunas de las más extraordinarias criaturas que vivieron en el pasado y que han llegado hasta nosotros a través de sus fósiles.

Diplodocus, el animal terrestre más largo.

Diplodocus

De entre todos los animales terrestres, vivos o extinguidos, que conocemos por su esqueleto completo, Diplodocus es el más largo. Diplodocus, un dinosaurio saurópodo que vivió en el oeste de Norteamérica a finales del Jurásico, hace unos 150 millones de años, llegaba a medir casi treinta metros de longitud desde el extremo del hocico hasta la punta de la cola; de esa longitud, siete metros corresponden al cuello y catorce a la cola. Sin embargo, no era de los dinosaurios más corpulentos: su peso no pasaba de las dieciséis toneladas, mucho menos que las cien toneladas que podían alcanzar otros saurópodos.

La cabeza de Diplodocus, con un cerebro minúsculo, era pequeña y alargada. Los dientes, con forma de clavija y apuntados hacia adelante, sólo estaban presentes en la parte delantera de las mandíbulas, y funcionaban como un peine o un rastrillo, deshojando las ramas de los árboles de los que se alimentaba con movimientos laterales. Este tipo de alimentación desgasta mucho los dientes; a medida que se iban gastando, los dientes se reemplazaban por otros nuevos. Diplodocus tenía el estómago lleno de piedras, llamadas gastrolitos, que le servían para triturar las hojas que tragaba enteras, sin masticar.

El cuello, el lomo y parte de la cola de Diplodocus estaban decorados por una hilera de puntiagudas espinas córneas verticales de unos veinte centímetros de longitud, semejantes a las de las iguanas. Las patas, gruesas como columnas, eran parecidas a las de los elefantes, aunque el primer dedo de las patas delanteras estaba equipado con una larga uña. Los últimos metros de la cola, formados por vértebras muy delgadas, funcionaban como un látigo; al agitarla, el extremo podía llegar a moverse a velocidades supersónicas y provocar un chasquido que quizá le sirviese para espantar a los depredadores o para comunicarse con otros individuos de su especie.

El crecimiento de los Diplodocus era muy rápido. Las crías, que sólo medían un metro de longitud al nacer, engordaban unos dos kilos por día en sus primeros años de vida, y a los diez años ya habían alcanzado la madurez sexual. Después, el crecimiento era más lento, pero es posible que los ejemplares más viejos llegaran a medir aún más de los treinta metros de los fósiles que se conservan. De hecho, los restos parciales descubiertos en 1991 y bautizados originalmente con el nombre de Seismosaurus, para los que se calcula una longitud total de cuarenta metros, se han asignado posteriormente a Diplodocus.


Botón de donación

En marzo hemos servido 467.018 audios. Necesitamos vuestras donaciones para continuar divulgando la Ciencia

Colabore con cienciaes.com

———- O ———-


14.748.176
audios servidos desde 2009.

———- O ———-

Agradecemos la donación de:

Maria Noelia Sánchez Varela
“Un saludo desde Suiza, muchas gracias por vuestro trabajo”

Juan Carlos Casas Cristobal
(Madrid)

Andreu Martínez Climent
(Madrid)

Óscar Jiménez Ramírez
“Un granito de Arena también hace montaña. Sois Grandes, muchas gracias.”
(Madrid)

Anónimo
(Toledo)

Hilda Sesma Rodríguez
“Apoyo al programa Cienciaes”
(México)

Pedro Antonio Lázaro Molinero
“Maravillosos todos los podcasts. Muchas gracias por vuestro trabajo y por vuestra generosidad.”
(Leganés, Madrid)

Javier Garcia Santos
“Gracias, disfruto mucho con los podcast. Saludos”
(Pinto, Madrid)

Iván Vilata
“Miles de gracias y mi enhorabuena por vuestra maravillosa labor, ¡seguid así!”
(Sagunt, Valencia)

David Arroyo Recio
“Ánimo y espero seguirles escuchando y aprendiendo por muchos años.”

Joaquim Hilari Horts

María Teresa Alejano Hernández
“Enhorabuena, lo hacéis genial.”

Israel Quintanilla Garcia
“Que sigáis difundiendo la ciencia, que es la base de la vida.”
(Valencia)

Anónimo
(México)

F Company Carretero
“Toda mi admiración por vuestra generosidad, bonhomía y saber. Muchísimas gracias”
(Valencia)

Alberto Peralta Ramos
“Radio Cienciaes”

Anónimo
“Gracias por tantos retos de entretenimiento…”
(Sevilla)

Juan Antonio Cuadro Espada
“Para que la divulgación de la ciencia continue”
(Sevilla, España)

José María Alcalá González
“Por fin puedo colaborar. Os escucho desde el principio y cada vez me gusta más. Un abrazo”
(Córdoba)

Germán Eduardo Nieto Paniagua
(Alcala de Henares, Madrid)

Morales Natalia
“Para contribuir a la divulgación científica”
(San José, Costa Rica)

Juan Miguel García Leiva
“Enhorabuena por tantos buenos podcast sobre ciencia”
(Cúllar Vega, Granada)

Pedro Macarrón Jiménez
(Aiguafreda, Barcelona)

Jamil Extremera Nedjar
(Madrid)

Deyhimi Chaman Jooy Ghahvehc
“Gracias desde Alemania. La Biblioteca de Alejandría se perdió pero vuestra obra se quedará para siempre en nuestra mente.”

Rufino Bayon Prieto
(Madrid)

David Menares
(Santiago, Chile)

Raul Carrillo Garrido
(Coslada, Madrid)

Juan Angel López Serrano
“Seguir divulgando CIENCIA a todo el mundo.”
(Alpedrete, Madrid)

Ahmed Daali Chaari
“Por la ciencia.”
(Durham, Estados Unidos)

Anónimo
“Un pequeño apoyo. Ojalá juntáramos tantas pequeñas ayudas como audios servidos.”
(México)

Ruben Bejarano Checa
(Madrid)

Enrique González González
“Gracias por vuestro trabajo.”
(Villanueva de la Cañada, Madrid)

Alejandro Arunga Navarro
(Madrid)

Javier Moreno
“Hacéis una labor muy importante. Gracias.”
(Martorell, Barcelona)

Ramón Baltasar de Bernardo Hernán

Angel Morillo Díaz
“Divulgar la Ciencia y la radio”
(Castuera, Badajoz)

José Roberto Rodríguez Amor
(Madrid)

Johnnie Husbands Luque
(Cali, Colombia)

Gretter Armas
(Figueres, Gerona)

Ramón Abelardo Fernández Bagues
(Rivas-Vaciamadrid, Madrid)

Juan José Alonso Sánchez
(Santa Pola, Alicante)

Francisco Maluenda de los Santos
(Carcaixent, Valencia)

Manuel Gómez Ballestero
“Felicidades por su trabajo.”
(Son Ferriol, Islas Baleares)

Mercy Agüero Paulino
(Santo Domingo, República Dominicana)

Manuel Carmona Mendieta
“Saludos desde Guadalajara Mexico. Me gustaría que en el programa Hablando con Cientificos, aborden el principal problema de la humanidad que es la sobrepoblacion. “

Ignasi Díaz Ferrando
“En agradecimiento por vuestro gran trabajo.”
(Valencia)

Anónimo
“Gracias por divulgar ciencia!!”
(San Diego, Estados Unidos)



feed completo
Suscribase a nuestros programas






Locations of visitors to this page