Cienciaes.com

Ciencia y Genios podcast cienciaes.com suscripción

Ciencia y genios

Las mentes más claras de la historia han ido tejiendo poco a poco la intrincada tela de araña del conocimiento científico. En cada programa del podcast Ciencia y Genios les ofreceremos la biografía de un gran sabio escrita por varios autores.

La amenaza de la superpoblación. Thomas R. Malthus.

En 1798, salió a la luz un libro titulado Ensayo sobre el principio de la población escrito por Thomas Robert Malthus. Sus ideas sobre las consecuencias de un aumento de la población humana y la necesidad de control levantaron ampollas en una sociedad que pensaba que la riqueza de una nación dependía de su número de habitantes.

He aquí algunas de las ideas de Malthus plasmadas en su obra:

[…] para huir de toda exageración tomemos por base de nuestro razonamiento el aumento menos rápido (de la población humana) : acreditado con muchos testimonios, y que es cierto proviene solo de los nacimientos.
Podemos, pues, sentar como cierto que cuando no lo impide ningún obstáculo, la población va doblando cada 25 años, creciendo de periodo en periodo en una progresión geométrica.
No es tan fácil determinar la medida del aumento de las producciones de la tierra; pero al menos estamos seguros que es muy diferente de la que es aplicable al aumento de la población. Un número de mil millones de hombres debe doblar en 20 años por el único principio de la población, tanto como un número de mil hombres. Pero no se obtendrá con la misma facilidad el alimento necesario para alimentar a mayor número, pues el hombre solo tiene un espacio limitado. Cuando una fanega de tierra se una a otra fanega, cuando en fin, toda la tierra fértil esté ocupada, el aumento de alimento depende de la mejora de los terrenos ya cultivados, la cual por la naturaleza de toda especie de terreno, no hará grandes progresos, antes al contrario, los que haga serán cada vez menos considerables : en tanto que la población mientras encuentra con que subsistir no reconoce limites, y sus progresos son una causa activa de nuevos aumentos. […]

[…] Sustituyamos a esta ley que nos ha servido de ejemplo, la superficie de la tierra: y desde luego se conocerá que no es posible para evitar el hambre recurrir a la emigración. Supongamos de mil millones el número de habitantes de la tierra: la raza humana crecería como los números 1, 2, 4,, 8, 16, 32, 64,128, 256, en tanto que las subsistencias como estos : 1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8, 9. Al cabo de dos siglos la población seria a los medios de subsistencia como 256 es a 9 : al cabo de tres como 4,096 es a 13 y después de dos mil años la diferencie seria inmensa, incalculable.
Se ve, pues, que en nuestras suposiciones no hemos asignado limite alguno a los productos de la tierra. Los hemos concebido como susceptibles de un aumento indefinido, como queriendo sobrepasar todo limite por muy grande que fuese el que se le designase. En esta misma suposición el principio de la población de periodo en periodo, es tan superior al principio productivo de las subsistencias, que para mantenerse al nivel, para que la población existente encuentre alimentos proporcionados, es preciso que a cada instante impida este progreso una ley superior: que la dura necesidad la someta a su imperio: en una palabra, que uno de los dos principios contrarios cuya acción es tan preponderante, este contenido en ciertos limites.

Las predicciones de Malthus no se han cumplido al pie de la letra, pero la amenaza de la superpoblación continua. Analicemos la evolución de la población humana a lo largo de su historia hasta nuestros días.

Se calcula que hace 2.000 años, había 170 millones de personas sobre La Tierra, una cantidad a la que se había llegado después de más de cuatro millones de años de evolución. Mil años después, la humanidad estaba formada por unos 250 millones de personas, es decir, en mil años había aumentado en 80 millones. Una nimiedad si se compara con el incremento que ha tenido lugar durante el último año, 2010, que ha sido de 83.315.475 habitantes según Population Reference Bureau.

En el año 1575 la población se había duplicado, o sea, 500 millones. A partir de entonces se produce una escalada vertiginosa. En 1.800, poco después de que Malthus publicara su Ensayo sobre el principio de la Población, había cerca de 1000 millones de seres humanos en el planeta Tierra.

El número de habitantes volvió a duplicarse en 1927, se alcanzaron los 2.000 millones. Y lo hizo de nuevo en 1974, en tan solo 47 años la población alcanzó los 4.000 millones de personas. Según los datos de 2010 World Population Data Sheet, actualmente la población global ronda los 6.900 millones y sigue creciendo a un ritmo de casi 7 millones de seres humanos al mes, una población como la de Suiza, todos los meses.

Y la pregunta es …¿hasta cuándo?

Reloj de la población mundial

Ensayo sobre el principio de la población


Botón de donación
Hace 11 años que levantamos el vuelo y queremos seguir volando. Apoya a CienciaEs haciéndote MECENAS con una donación periódica o puntual.
Colabore con CienciaEs.com - Ciencia para Escuchar
33,4 millones de audios servidos desde 2009

Agradecemos la donación de:

Fernando de Bayon Mecenas

Manuel Torres Sevilla Mecenas

Timoteo Jesús Colomino
“Apoyo a la ciencia” Mecenas

Daniel César Román Mecenas

Eva Morales Galindo
Mecenas

Sergio Requena
“!Muchos abrazos! ¿Qué os parece hacer un programa sobre el deporte de la escalada en clave científica?”
Mecenas

José Luis Sánchez Lozano
Mecenas

Ignacio Arregui
Mecenas

Fernando Antonio Navarrete Porta
Mecenas

David Valentín Puertas de la Plaza
Mecenas

Sebastián Ulises Abdel Aguiar
Mecenas

Susana Larrucea Mecenas

José Luis Orive Anda
“Agradecimiento” Mecenas

Carlos Serrano
Mecenas

Rubén Barrante
Mecenas

Diego Jesús Rosa Gil
“Muchas gracias por vuestros programas*
Mecenas

Celestino Montoza Jarque
“Ni el ERTE, ni pagar a hacienda ha evitado mi humilde donativo para agradeceros el conocimiento que ofrecéis.”
Mecenas

JMiguel Zubillaga Veramend
Mecenas

Juan Luis Jimeno Higuero
Mecenas

Marlon Laguna
Mecenas

Rosangel Tejeda Mecenas

Anónimo
“Reciban saludos y gratitud enviados desde México. Gracias por su continuado esfuerzo.”
Mecenas

Luis Fernando García Álvarez Mecenas

Emilio Pérez Mayuet
“Gracias por vuestro trabajo” Mecenas

Daniel Pérez Alonso Mecenas

Ricardo Sacristán Laso
Mecenas

Jorge Olalla
Mecenas

Juan Cuadro Espada
Mecenas

Montserrat Pérez González
Mecenas

Federico Roviralta Pena
Mecenas

Benjamín Toral Fernández
Mecenas

Alberto Hernando Martínez
“Me quedo en casa escuchando Cienciaes”
Mecenas

Jesús Casero Manzanaro
“Seguir, por favor.”
Mecenas

Ramón Bernardo
Mecenas

Timoteo Jesús Colomino Ceprian
“Apoyo a la Ciencia”
Mecenas

Antonio Castro Casal
Mecenas

Daniel César Román Sáez
Mecenas

Miguel García Cordero
“Gracias por tanta horas de conocimiento y entretenimiento. No tengo palabras para agradeceros la dedicación y el esfuerzo que hacéis por mantener este proyecto. Me uno al grupo de amigos que colaboran a conseguirlo. Un fuerte abrazo a todos y en especial a ti Ángel.”
Mecenas

Javier Martin Ona
Mecenas

Carolina Ledesma Prieto
“Gracias por el trabajo que hacen”
Mecenas

Claudio Leon Delgado
Mecenas

José María Aritzeta Iraola
“Muchas gracias por enseñar y entretener. Me hacéis pasar muy buenos momentos”
Mecenas

———- O ———-
App CienciaEs Android
App CienciaEs
App de cienciaes en apple store YouTube CienciaEs
———- O ———-



feed completo
Suscribase a nuestros programas






Locations of visitors to this page