Cienciaes.com

Zoo de Fósiles podcast - cienciaes.com suscripción

Zoo de fósiles

La mayor parte de los seres vivos que han poblado la Tierra han desaparecido para siempre. Quincenalmente, Germán Fernández Sánchez les ofrece en Zoo de Fósiles la posibilidad de conocer la vida de algunas de las más extraordinarias criaturas que vivieron en el pasado y que han llegado hasta nosotros a través de sus fósiles.

Caihong, el dinosaurio arcoíris

Caihong juji - Zoo de Fósiles podcast - CienciaEs.com

Hace unos años, en febrero de 2014, el Museo Paleontológico de Liaoning, en el nordeste de China, adquirió un fósil que había sido descubierto por un campesino llamado Yang Jun en una cantera próxima a la aldea de Nanshimenzi, en la vecina provincia de Hebei. Se trataba de un pequeño terópodo que se había conservado casi completo, incluso con tejidos blandos y plumaje, aplastado entre dos lajas de piedra. Tras una laboriosa preparación, el fósil fue descrito en 2018 con el nombre de Caihong juji. Ambas palabras proceden del chino; Caihong significa “arcoíris” y juji, “gran cresta”. El nombre alude a su colorido plumaje y a las crestas de hueso que adorna su cabeza.

Caihong es un dinosaurio bípedo muy pequeño, de unos cuarenta centímetros de longitud y menos de medio kilo de peso. El cráneo mide menos de siete centímetros. Es alargado, parecido al del velocirraptor, con unas crestas óseas, con forma de cuernos, por encima de los ojos. Los dientes son curvos, y de tres tipos diferentes; pequeños y apretados en la parte delantera de las mandíbulas, y más robustos y espaciados en la parte media y posterior; de estos últimos, los de la parte media estan serrados por el borde posterior, y los últimos están serrados por ambos bordes. En la mandíbula superior la fila de dientes es muy larga; llega hasta debajo de los ojos.

Las patas delanteras son relativamente cortas, con el brazo más largo que el antebrazo, característica que en los dinosaurios terópodos suele estar limitada a las especies voladoras. Las patas traseras son muy largas, más de tres veces la longitud del tronco. Como en muchos de sus parientes, el segundo dedo del pie tiene una pequeña garra retráctil en forma de hoz. La cola es relativamente corta, de unos dieciocho centímetros, adornada con plumas largas, de hasta once centímetros, y asimétricas, que forman un abanico. Son las plumas asimétricas más antiguas del registro fósil.

Caihong está completamente cubierto de plumas, salvo las garras y el hocico. En la cabeza y el cuello hay dos tipos de plumas: unas largas y rígidas, de unos dos centímetros, y las otras más rizadas, de un centímetro de longitud. En el tronco y las patas, las plumas, con forma de cinta, alcanzan los cuatro centímetros; tienen las barbas densas, rectas y paralelas.

En el primer dedo de las manos hay un grupo de plumas estrechas que recuerdan al álula que sirve a las aves actuales para aumentar la sustentación a baja velocidad, en los despegues y aterrizajes. Es la aparición más antigua en el registro fósil de una estructura semejante, aunque no está claro que en Caihong tuviera la misma funcionalidad que en las aves modernas.

Las plumas fosilizadas conservan estructuras microscópicas que se han identificado como melanosomas, orgánulos celulares que contienen el pigmento melanina, similares a los que en las aves vivientes producen un color negro irisado, como en la urraca. En plumas de la cabeza, el pecho y la base de la cola se han encontrado capas de melanosomas aplanados y alineados, con forma de plaqueta, parecidas a las que dan sus brillantes colores a los colibríes y a los trompeteros de Sudamérica. Esto nos dice que el plumaje de Caihong es negro, con manchas iridiscentes brillantes en la cabeza, el pecho y la base de la cola.

Caihong vivió hace unos 160 millones de años, a principios del Jurásico superior, en los espesos bosques subtropicales que cubrieron la región. La diversidad de pequeños dinosaurios emplumados en esos bosques es muy grande; allí vive también Anchiornis, del que ya hemos hablado aquí, y otras varias especies que con estas dos forman la familia de las anquiornítidas, el grupo de dinosaurios más próximo al origen de las aves sin ser sus antepasados directos. Las plumas de las anquiornítidas carecen de bárbulas, las ramificaciones secundarias que unen las barbas de las plumas entre sí y permiten que funcionen como superficies sustentadoras en el vuelo, así que es probable que estos dinosaurios no pudieran volar. Su aspecto externo sería sedoso, más parecido a un mamífero peludo que a un ave emplumada. La coloración de las plumas debía de ser muy variada; ya sabemos que Anchiornis era negro y gris, con blanco en las alas y rojo en la cabeza. De las otras especies no tenemos indicios, pero vistas las diferencias entre las dos especies de las que conocemos la coloración, y dado que el registro fósil es solo una muestra ínfima de la biodiversidad del pasado, es de suponer que la variedad de plumajes presentes en los bosques chinos del Jurásico no tenía nada que envidiar a la de las aves actuales.

Además de los cuernos y la coloración de las plumas, Caihong se diferencia de Anchiornis en varios detalles anatómicos: tiene el cráneo más aplanado, con el hocico más largo; las proporciones de las patas delanteras son diferentes, y sus plumas son más largas. Estas diferencias pueden ayudar a comprender mejor la evolución del vuelo en los dinosaurios y sus descendientes, las aves.

OBRAS DE GERMÁN FERNÁNDEZ:

Infiltrado reticular
Infiltrado reticular es la primera novela de la trilogía La saga de los borelianos. ¿Quieres ver cómo empieza? Aquí puedes leer los dos primeros capítulos.

El expediente Karnak. Ed. Rubeo

El ahorcado y otros cuentos fantásticos. Ed. Rubeo


Botón de donación
Apoya a CienciaEs haciéndote MECENAS con una donación periódica o puntual.
Colabore con CienciaEs.com - Ciencia para Escuchar
37 millones de audios servidos desde 2009

Agradecemos la donación de:

Ricardo Durán
Nuevo mecenas a través de Patreon

Pablo Osorio
Nuevo mecenas a través de Patreon

Norman Vasquez
Mecenas

Pablo Lapido Mateos
“Seguid con el buen trabajo, hacéis los viajes largos extremadamente amenos!”
Mecenas

Katherine Engleman
Mecenas

Carlos González-Vallarino
Mecenas

Toshi Hayashi
Mecenas

Anónimo
Muchas gracias por su esfuerzo, señoras y señores. Hacen mucho bien en estos tiempos aciagos.
Mecenas

Julio Fernando García Vicente
Mecenas

Alfonso Urenda
“Los escucho desde California. Gracias por su gran trabajo y dedicación.”
Mecenas

Émely Urbina Lillo
“Me encanta su trabajo. Los conocí éste mes y me he vuelto una fanática. Excelente trabajo. Muchas gracias por todo su esfuerzo. Desde Chile.”
Mecenas

Antonio García García
Mecenas

Pablo Gonzalez Martinez
Mecenas

Asunción Moreno Manchado
Mecenas

Alejandro Acosta Espinoza
Mecenas

Jairo Ospino Rodriguez
Mecenas

Rafa Castillejo
“Soy profesor de física y química en un instituto de enseñanza secundaria en Mijas Costa y este año he utilizado los podcasts de CienciaEs para que los alumnos hicieran exposiciones a sus compañeros sobre los temas que ellos elegían.”
Mecenas

Javier Gorriz Ortiz
Mecenas

Fidel Díaz Rodríguez
Mecenas

———- O ———-
App CienciaEs Android
App CienciaEs
App de cienciaes en apple store YouTube CienciaEs
———- O ———-



feed completo
Suscribase a nuestros programas






Locations of visitors to this page