Cienciaes.com

El Neutrino podcast - Cienciaes.com suscripción

El Neutrino

El neutrino es una partícula esquiva, en apariencia insignificante, pero necesaria para explicar el mundo. Ni la radiactividad, ni el big bang, ni el Modelo Estandar de la física de partículas serían posibles sin él. Con El neutrino, un blog nacido en febrero de 2009, el físico y escritor Germán Fernández pretende acercar al lector, y ahora al oyente, al mundo de la ciencia a partir de cualquier pretexto, desde un paseo por el campo o una escena de una película, hasta una noticia o el aniversario de un investigador hace tiempo olvidado.

Los inventores del megáfono

El Megáfono - Podcast El Neutrino - Cienciaes.com

En esta época agitada que nos ha tocado vivir, el megáfono es un instrumento indispensable para las protestas que día sí y día no, tratan de defender los derechos de los ciudadanos del expolio de los mercados. Los megáfonos eléctricos actuales son bastante recientes, el primero fue desarrollado en 1954 por la empresa japonesa TOA, pero la historia de los megáfonos es mucho más larga.
Aunque ya desde antiguo se conocía la propiedad de los tubos cónicos para amplificar el sonido, como atestiguan los antiguos cuernos de caza o el uso de caracolas como instrumentos musicales o de comunicación a distancia, se considera que la invención del megáfono tuvo lugar en el siglo XVII.

Una trompa en la pared.

En 1635, el jesuita alemán Athanasius Kircher describió una trompa en espiral que, encastrada en la pared de un edificio, servía para poner en comunicación a una persona en el interior del edificio con el exterior. Kircher fue uno de los eruditos más importantes de su época; estudió los jeroglíficos egipcios, la lengua y la cultura chinas, los volcanes y los fósiles. Fue uno de los primeros que observó microorganismos a través de un microscopio; sugirió que esos gérmenes eran la causa de plagas como la peste y propuso medidas higiénicas para prevenir el contagio. Fue un precursor del evolucionismo, al plantear que algunos animales, tras el Diluvio Universal, se habían transformado para adaptarse a los distintos medios. Por ejemplo, el ciervo, al desplazarse a climas fríos, se había transformado en reno. También propuso un lenguaje artificial universal, desarrolló métodos aplicables a la combinatoria, mejoró la linterna mágica de Christiaan Huygens y construyó o diseñó diversas máquinas, instrumentos musicales y autómatas.

Independientemente, el matemático e inventor inglés Samuel Morland publicó en 1655 sus experimentos con diversos tipos de trompas o cuernos; con un cuerno recto de más de seis metros hecho de cobre consiguió proyectar la voz hasta dos kilómetros y medio de distancia. Morland inventó además diversas máquinas hidráulicas, calculadoras mecánicas, barómetros, máquinas criptográficas, etc.
Fue Edison, mucho más tarde, quien acuñó el término megáfono, para referirse a uno de sus inventos, un conjunto de tres embudos semejantes a trompetillas, dos para los oídos y uno para la boca, destinado a ayudar a los sordos y a los duros de oído.

¿Cómo funciona un megáfono?

La forma de un megáfono no sólo concentra las ondas sonoras en una dirección, sino que también las amplifica mediante el aumento de la llamada impedancia acústica, una medida de la resistencia que opone un medio a la transmisión de las ondas sonoras. Pero también las distorsiona, ya que responde mejor a las frecuencias altas que a las bajas; de ahí el característico sonido de la voz emitida por un megáfono. Para reducir esta distorsión, en 1924 C.R. Hanna y J. Slepian desarrollaron la trompa exponencial (aunque para su uso en altavoces más que en megáfonos). En un altavoz cuyas paredes se abren siguiendo una curva exponencial, la respuesta en frecuencia es equilibrada para todo el rango audible, lo que elimina las distorsiones. Tiene el inconveniente de que aumenta la direccionalidad del sonido, sobre todo para frecuencias altas.

El insecto experto en megafonía

Pero mucho antes de la publicación de la invención de Hanna y Slepian, mucho antes incluso de Kircher y Morland, ya había quien construía megáfonos de paredes exponenciales. Un inventor que no ha recibido la atención que merece: el alacrán cebollero. Los alacranes cebolleros son insectos de cuerpo alargado de tres a cinco centímetros de longitud, con la cabeza grande, ojos pequeños y patas delanteras en forma de pala, muy desarrolladas, que le sirven para cavar. También se llaman grillos-topo, por el extraordinario parecido que muestran con los topos, en un ejemplo de convergencia adaptativa. Constituyen la familia de los grillotálpidos, dentro del orden de los ortópteros, al que pertenecen saltamontes y grillos.

Viven en todos los continentes, salvo en la Antártida, y son omnívoros; se alimentan de larvas, gusanos, hierbas y raíces. No saltan como sus parientes, pero sí pueden volar; los machos de algunas especies realizan vuelos de hasta ocho kilómetros durante la época de apareamiento. Son nocturnos, y pasan casi toda su vida en los túneles que excavan, donde ponen sus huevos y donde hibernan durante el periodo más frío del invierno. Una cámara de su sistema de túneles, abierta al exterior, está esculpida en forma de doble exponencial, y es la que utilizan los machos para emitir su canto y atraer a las hembras. Funciona como un megáfono, y hace que se les pueda oír a cientos de metros de distancia.

OBRAS DE GERMÁN FERNÁNDEZ:

El expediente Karnak. Ed. Rubeo

El ahorcado y otros cuentos fantásticos. Ed. Rubeo


Botón de donación
Hace 11 años que levantamos el vuelo y queremos seguir volando. Apoya a CienciaEs haciéndote MECENAS con una donación periódica o puntual.
Colabore con CienciaEs.com - Ciencia para Escuchar
33,4 millones de audios servidos desde 2009

Agradecemos la donación de:

Fernando de Bayon Mecenas

Manuel Torres Sevilla Mecenas

Timoteo Jesús Colomino
“Apoyo a la ciencia” Mecenas

Daniel César Román Mecenas

Eva Morales Galindo
Mecenas

Sergio Requena
“!Muchos abrazos! ¿Qué os parece hacer un programa sobre el deporte de la escalada en clave científica?”
Mecenas

José Luis Sánchez Lozano
Mecenas

Ignacio Arregui
Mecenas

Fernando Antonio Navarrete Porta
Mecenas

David Valentín Puertas de la Plaza
Mecenas

Sebastián Ulises Abdel Aguiar
Mecenas

Susana Larrucea Mecenas

José Luis Orive Anda
“Agradecimiento” Mecenas

Carlos Serrano
Mecenas

Rubén Barrante
Mecenas

Diego Jesús Rosa Gil
“Muchas gracias por vuestros programas*
Mecenas

Celestino Montoza Jarque
“Ni el ERTE, ni pagar a hacienda ha evitado mi humilde donativo para agradeceros el conocimiento que ofrecéis.”
Mecenas

JMiguel Zubillaga Veramend
Mecenas

Juan Luis Jimeno Higuero
Mecenas

Marlon Laguna
Mecenas

Rosangel Tejeda Mecenas

Anónimo
“Reciban saludos y gratitud enviados desde México. Gracias por su continuado esfuerzo.”
Mecenas

Luis Fernando García Álvarez Mecenas

Emilio Pérez Mayuet
“Gracias por vuestro trabajo” Mecenas

Daniel Pérez Alonso Mecenas

Ricardo Sacristán Laso
Mecenas

Jorge Olalla
Mecenas

Juan Cuadro Espada
Mecenas

Montserrat Pérez González
Mecenas

Federico Roviralta Pena
Mecenas

Benjamín Toral Fernández
Mecenas

Alberto Hernando Martínez
“Me quedo en casa escuchando Cienciaes”
Mecenas

Jesús Casero Manzanaro
“Seguir, por favor.”
Mecenas

Ramón Bernardo
Mecenas

Timoteo Jesús Colomino Ceprian
“Apoyo a la Ciencia”
Mecenas

Antonio Castro Casal
Mecenas

Daniel César Román Sáez
Mecenas

Miguel García Cordero
“Gracias por tanta horas de conocimiento y entretenimiento. No tengo palabras para agradeceros la dedicación y el esfuerzo que hacéis por mantener este proyecto. Me uno al grupo de amigos que colaboran a conseguirlo. Un fuerte abrazo a todos y en especial a ti Ángel.”
Mecenas

Javier Martin Ona
Mecenas

Carolina Ledesma Prieto
“Gracias por el trabajo que hacen”
Mecenas

Claudio Leon Delgado
Mecenas

José María Aritzeta Iraola
“Muchas gracias por enseñar y entretener. Me hacéis pasar muy buenos momentos”
Mecenas

———- O ———-
App CienciaEs Android
App CienciaEs
App de cienciaes en apple store YouTube CienciaEs
———- O ———-



feed completo
Suscribase a nuestros programas






Locations of visitors to this page